¿Por qué ahora Branded content?

La publicidad está en constante cambio. En los últimos años hemos visto como las empresas y sus marcas generan todo tipo de contenidos con el fin de llegar a sus públicos, pero ahora ya no es suficiente con eso. Ya no basta con bombardear a tu público a modo de “fuego a discreción” para que sepan que tu marca existe. Ahora lo importante es gustar, gustar en el sentido de que tus contenidos sean agradables, ofrecerle a la sociedad algo diferente, que sorprenda y les atraiga.

Esto último es el nuevo tipo de publicidad, llamada “Branded content”. Este nuevo formato de comunicación publicitaria difumina las distinciones convencionales entre publicidad y entretenimiento para crear un producto que se distribuya como contenido de alta calidad.

Red Bull es una de las empresas en las que más se destaca el uso de esta publicidad. Como todos sabemos, Red Bull es la marca de bebidas energéticas que se caracteriza por tener unos valores muy marcados dirigidos hacia un público joven (o que se siente joven).

Imagen

Eventos como el del salto de Felix Baumgartner, el hecho de constituir una escudería de Fórmula 1 y patrocinar deportes y deportistas extremos, hace que la marca se posicione y se relacione con aventura, emoción y riesgo. Así, Red Bull impulsa a los deportistas a realizar aquellas prácticas atrevidas dándole, de alguna manera, sentido al eslogan de la marca “Red Bull te da alas”.

Pero este tipo de publicidad también tiene sus riesgos. ¿Qué habría pasado si el salto de Felix Baumgartner desde la estratosfera hubiese acabado mal? Esa es una de las cosas que Red Bull debe pensar y analizar si vale la pena tal riesgo. Está claro que en este caso sí que valió la pena. Las ganancias de Red Bull con esta acción fueron estratosféricas, por no hablar del gran impacto mediático que tuvo. Fue una hazaña para no olvidar y un gran salto para la publicidad.

Imagen

Éste es uno de los últimos ejemplos de branded content que nos ha ofrecido la marca:

¿Y todo esto qué genera en el consumidor?

Genera una reacción de correspondencia, y en muchos casos de identificación del consumidor con la marca, el cual no se sentirá, ni mucho menos, “atacado” por un anuncio publicitario sino al contrario.

Se convierte el Branded Content, por tanto, en una nueva manera de hacer publicidad. La marca en cuestión está generando un contenido de interés para todo tipo de públicos, ya no sólo de entretenimiento, sino que está realizando una hazaña que se va a recordar a lo largo de los años. Con ello, se consiguen unos seguidores muy fieles de las acciones realizadas por la marca.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Casos y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s